miércoles, 2 de junio de 2010

El rasgamiento (publicitario) de vestiduras


A Rajoy le han entrado ahora las preocupaciones por el gasto electoral. Seguro que Zapatero no le va a la zaga, y dentro de poco nos anuncian ambos que van a realizar grandísimos recortes electorales. ¡Muy bien, que no se diga! Estos señores, tan enternecedores, emocionan con cada uno de sus gestos. Sus ademanes de responsabilidad y sus rasgamientos de vestidura vuelven escarpia cada cabello. Aplaudamos sin parar.

Indudablemente que es de agradecer que se corten un poco con el derroche propagandero (nada que ver con la propaganda cabal, juiciosa y de contenido, que también sería posible encontrar... aunque antes habría que atreverse a buscarla). Se agradece, decía, que asuman un poquito de recato en aquello del gasto superfluo, maniqueo, sectario y simplificador. ¡Sólo faltaba!, cabría añadir. Sólo faltaba en función de cómo está el patio de nuestra economía; y sólo faltaba, también, si tenemos en cuenta que buena parte de su publicidad, al bipartidismo le llega bajo un ropaje aparentemente informativo... de los medios más afines que cada cual se gasta. [Esos ejercicios publipropagandísticos que simulan ser información no son, como a veces se supone, "publicidad gratuita". No, no, no. Los favorcitos mediáticos acostumbran a tener contraprestación, y las formas para saldar el "qué hay de lo mío" son múltiples y variadas].

Es razonable que en esto del gasto electoral Rosa Díez haya demandado "predicar con el ejemplo"; como razonable resulta que ya en 2008 solicitara en el Congreso la eliminación del mailing electoral (además del ahorro, el reseñado mailing supone uno de los más grandes menoscabos que los ciudadanos padecemos en cuanto a la igual condición para ser electores y elegibles). Tan razonable resultaba la medida que -conociéndoles- también lógico resulta que PSOE y PP rechazaran perder otro de sus privilegios. Sabido es que la calidad democrática interesa mucho a los estadistas sociopopulares que gobiernan y opositan.

Pero ya habrá tiempo de detenerse en estos y otros pormenores. Para no hacer muy extenso este post, limitémonos a ofrecer algún ejemplo, entre los muchos que podrían extraerse. Podrá evidenciarse así el nuevo ejercicio de coherencia (¡uno más!) que frecuenta el bipartidismo.


1) El PP opta por regalar tostadoras a los periodistas (diciembre de 2007). Es su regalo navideño. ¿No es estupendo? ¿No es una fantástica muestra de austeridad y decoro? ¿No son conmovedoras esas tostadas con la gaviota grabada? Pues eso. Se adjuntan imágenes: absolutamente reales y fidedignas. Chapeau, don Mariano.
.

2) El Gobierno del PSOE opta por regalar zapatillas a los jóvenes (marzo de 2006). Se trata de las famosas "Keli Finder", y en el propio anuncio del Ministerio de Vivienda y del Consejo de la Juventud se afirma: "Obviamente no podemos conseguirte casa, pero de momento te ayudamos a buscarla". ¡Espléndido! El insulto a la inteligencia es tan "obvio", como la imposibilidad a la que alude el propio mensaje publicitario. Una vez más, dinero tirado a manos llenas.
.
3) Sin embargo, como casi siempre todo es susceptible de empeorar... Pues eso. El PP de Badalona no ha tenido inconveniente en realizar un infame panfleto publicitario donde se coquetea con la xenofobia (abril de 2010), mientras las Alicia Sánchez-Camacho y toda la cúpula nacional del PP escurren el bulto, haciendo como que la cosa no va con ellos.
.
Y entretanto, para que no decaiga, Rodríguez Zapatero nos había llegado de nuevo con su chistera, y sacaba de ella su Ley de Economía Sostenible. Para dar a conocer este deslumbrante hallazgo, el PSOE organizó un mitin-show tan oneroso, como ridículo (22-11-2009).
Se adjunta a continuación un video de muestra. También aquí, por supuesto, las imágenes son completamente reales. En ocasiones la realidad supera a la ficción. En otras, simplemente... lo real alcanza el sonrojo; y lo real muta en bochorno.

video